Photo of fiber cables hung up above a street in Thailand.

La capacidad de recuperación de Internet en Tailandia

Picture of Robbie Mitchell
Robbie Mitchell
Senior Communication and Technology Advisor, Internet Society
Categorias:
Resiliencia
Twitter logo
LinkedIn logo
Facebook logo
February 20, 2024

La semana que viene se celebrará en Bangkok (Tailandia) APRICOT 2024, la mayor conferencia internacional de Internet en Asia y el Pacífico. Hemos pensado en arrojar algo de luz sobre la salud y resistencia de Internet en el país anfitrión para quienes participen en persona o virtualmente.

Adoptar una estrategia de enfoque fijo

Como muchos de sus vecinos de la ASEAN, Tailandia ha ampliado considerablemente su ecosistema de Internet en los últimos siete años, gracias a varias políticas y proyectos nacionales a largo plazo -Tailandia 4.0, Tailandia Digital y Giga Tailandia- que pretenden transformarla a ella y a la región en un polo tecnológico. Sin embargo, a diferencia de la mayoría de sus vecinos, Tailandia se ha centrado predominantemente en mejorar su red de banda ancha fija.

Uno de los proyectos más citados es el Proyecto de Internet de Banda Ancha en las Aldeas, o Net Pracharat (Red para el Pueblo), que ha ampliado el alcance de los servicios de Internet de alta velocidad a través de puntos de acceso de banda ancha fijos e inalámbricos a 75.000 aldeas y más.

El resultado de esta y otras estrategias “centradas en la telefonía fija” ha hecho que el rendimiento de la banda ancha fija de Tailandia pase del puesto 34 en 2018 al 11 (en enero de 2024) a nivel mundial, y que el número de hogares con banda ancha fija aumente de 12,79M de abonados en 2016 a 21,34M en 2022.

Por el contrario, el rendimiento de la banda ancha móvil se ha estancado: en enero de 2023, la velocidad media de descarga móvil de Tailandia ocupaba el 4º puesto entre los países de la ASEAN y el 63º a nivel mundial (Figura 1).

Captura de pantalla del panel de control de OOKLA que muestra las medidas de rendimiento de descarga, carga y latencia de la banda ancha móvil y fija de Tailandia y la clasificación global.
Figura 1 – Medidas de rendimiento de la banda ancha móvil y fija de Tailandia y clasificación mundial. Fuente: OOKLA.

Teniendo en cuenta que el 83% de la población de Tailandia accede a Internet a través del móvil, se trata de una discrepancia bastante grande que ha repercutido en la resistencia general de Internet del país, que ocupa el mismo tercer puesto entre los países del Sudeste Asiático según el Índice Pulse de Resistencia a Internet (IRI) (Figura 2).

Captura de pantalla de las puntuaciones del Índice de Resistencia a Internet de los países del Sudeste Asiático.
Figura 2 – La puntuación del 51% en el Índice de Resistencia a Internet de Tailandia ocupa el tercer puesto entre los países del Sudeste Asiático y el 13º entre todos los países de Asia-Pacífico. Fuente: Pulse.
¿Qué es el Índice Pulse de Resiliencia en Internet?

Una conexión a Internet resiliente mantiene un nivel de servicio aceptable frente a fallos y desafíos al funcionamiento regular. El Índice Pulse de Resistencia de Internet compara más de 25 parámetros relacionados con la resistencia de Internet clasificados en cuatro pilares: infraestructura, rendimiento, seguridad y preparación del mercado.

Comprender la resistencia de Internet en Tailandia

Si ampliamos el perfil del IRI de Tailandia (Figura 3), podemos ver que, aunque el rendimiento de la red móvil está por detrás de todas las métricas de rendimiento de la red fija, ni éste ni la resistencia del rendimiento general de Internet en Tailandia son necesariamente los problemas más acuciantes que afectan a la resistencia general de Internet en Tailandia.

En cambio, dos métricas de infraestructura (alcance de fibra de 10 km, centros de datos) y dos de preparación para el mercado (recuento de dominios y eficiencia de peering), así como una métrica de seguridad (validación DNSSEC), están por debajo de la media.

Captura de pantalla del perfil del Índice de Resistencia a Internet de Tailandia
Figura 3 – Perfil del Índice de Resistencia a Internet de Tailandia. Fuente: Pulse.

Fibra de 10 km de alcance

Las redes de cable de fibra óptica proporcionan conectividad de datos de alta velocidad, pero tienen un alcance limitado a las poblaciones situadas fuera de las zonas urbanas y suburbanas. Según la UIT, sólo 2.290 millones de personas (~29%) viven en el mundo a menos de 10 km de las actuales redes de cable de fibra óptica (2021). Sin embargo, esto no quiere decir que puedan conectarse a ella.

En Tailandia, se calcula que el 19% de la población vive a 10 km de un cable de fibra óptica. Sin embargo, lo más probable es que esta cifra no tenga en cuenta los recientes trabajos para ampliar la fibra a las zonas rurales.

Si este es el caso, una recomendación sería desarrollar un sistema cartográfico público similar al de Canadá para mostrar y compartir la cobertura actualizada. Esto también ayudaría a planificar futuros proyectos de fibra.

Centros de datos

Los centros de datos se han convertido rápidamente en infraestructuras críticas de Internet, y su importancia sigue creciendo exponencialmente. Este crecimiento no es solo para dar cabida a las tecnologías del futuro -Internet de las cosas, grandes modelos de aprendizaje (LLM) y tecnologías de computación cuántica-, sino también a los servicios en la nube, de streaming y de juegos, que mejoran al tener los contenidos almacenados lo más cerca posible de los usuarios.

Según PeeringDB, Tailandia cuenta con 34 centros de datos sirviendo a sus ~72 millones de habitantes. En comparación, Singapur, con una población de unos 6 millones de habitantes, cuenta con 47 centros de datos.

Gráfico de barras que muestra el número de centros de datos por país en Asia-Pacífico.
Figura 4 – Número de centros de datos por país en Asia-Pacífico. Las columnas resaltadas son las de los países de la ASEAN. Fuente: PeeringDB.

Para que Tailandia aproveche al máximo la red de fibra que ha desarrollado para permitirle lograr su cambio digital a largo plazo, tendrá que aumentar este número de forma significativa y no sólo en las grandes ciudades.

Recuento de dominios

De todas las métricas de resiliencia de Tailandia, el recuento de dominios es el más bajo (2%). Según Domain Tools (Figura 5), hay 76.879 dominios .th registrados, el quinto menor número de todos los dominios de nivel superior de código de país (ccTLD) de la ASEAN y el tercero menor por población, por delante de Brunei y Myanmar.

Gráfico de barras que muestra el número de dominios ccTLD registrados localmente por país de la ASEAN.
Figura 5 – Número de dominios ccTLD registrados localmente por país de la ASEAN. Fuente: Domain Tools.

La medida ccTLD dominio/cápita proporciona una medida aproximada de cuánto contenido local se produce. La baja proporción de dominios por habitante de Tailandia indica que o bien hay una falta de:

  • Conocimiento de los dominios .th
  • Interés en registrar sitios con un dominio .th
  • Contenido local que justifica un dominio .th.

Eficacia de la interconexión

La eficiencia del peering es una relación entre el número de redes (denominadas Sistemas Autónomos o AS) que hacen peering en los Puntos de Intercambio de Internet (IXP) y el número total de AS asignados en un país.

Si nos fijamos en el Pulse Country Report de Tailandia, podemos ver que Tailandia tiene 607 AS asignados, de los cuales 130 se conectan a uno o más de los 12 IXP del país (Figura 6).

Captura de pantalla de las métricas del informe Pulse Country Report para Tailandia que muestra el número de redes asignadas (n=607), el número de IXP (n=12) y el número de redes que hacen peering en IXP (n=130).
Figura 6 – Tailandia tiene el doble de la media de IXP de Asia y ocupa el séptimo lugar en Asia por el número de redes que se conectan con sus IXP. Fuente: Pulse.

Merece la pena destacar aquí el gran trabajo que ha hecho Tailandia en los últimos años para establecer tantos IXP, que son fundamentales para mantener el tráfico local en lugar de enviarlo por rutas internacionales, proporcionando así una mayor resistencia, estabilidad, eficiencia y mejoras de calidad, todo ello a un coste menor.

Animar a más redes a conectarse a los IXP y establecer más IXP cerca de estas redes contribuirá en gran medida a mejorar esta métrica y la capacidad de recuperación de la infraestructura de Tailandia y, lo que es más importante, proporcionará las ventajas de la interconexión local a estas redes y a sus clientes.

Más información sobre la Visión 50/50 de Internet Society para que al menos la mitad del tráfico de Internet en las economías emergentes sea local en 2025.

Validación DNSSEC

En general, Tailandia ha hecho un trabajo encomiable para reforzar la seguridad en Internet. La única excepción es la validación de las Extensiones de Seguridad del Sistema de Nombres de Dominio (DNSSEC).

El DNS es un sistema crítico que traduce nombres aptos para humanos (internetsociety.org) a números aptos para ordenadores (2001:41c8:20::b31a). DNSSEC asegura esta información utilizando técnicas criptográficas para validar su autenticidad, reduciendo el riesgo de que sea manipulada.

El ccTLD de Tailandia ha adoptado DNSSEC, que es una parte fundamental para asegurar la resistencia del DNS. Sin embargo, según APNIC Labs, el porcentaje de usuarios de Internet en Tailandia que validan DNSSEC es del 7,3%, lo que se sitúa en el tercio inferior de los países de Asia-Pacífico. Además, el informe Pulse Country indica que sólo el 1% de los dominios .th están firmados por DNSSEC.

La validación de DNSSEC es una de las mejores prácticas actuales promovidas por el programa KINDNS de ICANN.

Revisar, mantener y continuar

Internet se ha convertido en un recurso indispensable de información, comunicación y conexión humana que ha impulsado un extraordinario crecimiento económico y catalizado el progreso social.

Por ello, debemos asegurarnos de que, cuando se produzcan fallos o problemas, pueda mantener un nivel de servicio aceptable. Para ello es necesario tener una visión holística del ecosistema que sustenta Internet.

Tailandia ha hecho un trabajo admirable para aumentar su infraestructura de Internet en la última década, entendiendo que esto constituirá la base de su visión digital a largo plazo.

Revisando y abordando las áreas en las que aún no ha invertido tanto tiempo y recursos como en otras, seguirá manteniendo y preservando este crecimiento y liderazgo en el mercado.

Vea la presentación “Indexing South East Asia’s Internet Resilience” en APRICOT 2024